lunes, 4 de agosto de 2014

Como se trata el reflujo en lactantes

Si hay un tema que da dolores de cabeza a las madres es el reflujo de sus bebés. Es tan común que un lactante regurgite después de comer que es considerado como algo normal, el problema está en discernir cuándo esta regurgitación es normal y cuándo no, en todo caso, hay varias formas de abordar este problema, por lo mismo existen los siguientes tratamientos:


- Dietético, consiste en dar al pequeño comida fraccionada , es decir en forma frecuente y en pequeñas cantidades y espesa.

-- Postural, la posición es la única medida que nos permite proteger al lactante durante el sueño. El bebé debe dormir boca arriba y en una posición semisentada, para lo cual es necesario elevar el colchón de la cuna 30 ó 40 grados en la cabecera. También se puede elevar levemente los pies, para evitar que el niño se desplace hacia abajo Es recomendable que después de haber comido, el bebé permanezca erguido por un rato, para que el aire se acumule en la parte de arriba del estómago y que cuando se produzca el erupto salga solamente aire y no la leche ingerida.

- Farmacológico, se debe recurrir a la medicación si no se ha evidenciado ninguna mejora después de las medidas dietética y posturales. Generalmente se espera hasta los 6 meses, ya que, en muchos casos, el reflujo se debe a una inmadurez del aparato digestivo del niño.

-

No hay comentarios:

Publicar un comentario